How to: Cómo ser un/a potterhead y no cruciar a nadie en el intento

¡Hola abejorros! Debo confesar (¿Yo siempre ando confesando cosas por acá, o son ideas mías?) que antes de ponerme en serio a escribir esta entrada tuve que pensármelo bastante porque me dije, Caly, ¿en verdad estás calificada para definir mediante un montón de pavadas tuyas el life style de un/una potterhead? Tuve que mandarme a la mierda porque si no, no habría escrito nada. Así que les advierto, no sé cómo saldrá esto, pero haré un intento.

Puede que existan algunas variantes, pero teniendo en cuenta que ser potterhead es life style, llevaremos (en algunos casos) las cosas un poquito al extremo.

1. Ver las ocho (¡8!) películas son apenas los primeros pasos de bebé de un potterhead. Para ser un potterhead de verdad tienes que tener los dvd/blu-ray de las películas, el material adicional; entrevistas, detrás de escenas, las escenas eliminadas, etc. 

Y sobra decir que un potterhead de verdad fue y acampó fuera del cine más cercano a su residencia para ver el estreno mundial de las pelis, con varita en mano y la cicatriz del elegido marcándole la frente. O si eres chica, el arbusto de cabello de nuestra ratón de biblioteca. Una Hermione de verdad no tiene risos sensuales, como insistieron en colocarle a Emma Watson en la película. Una Hermione de verdad tiene pelo de arbusto. Ten por seguro que Dumbledore te dará puntos para tu casa si tienes un pelo de arbusto natural. (Caly sólo ha visto las pelis, así que vamos fallando desde el comienzo. Aunque se pasa más de la mitad del tiempo despeinada, ¿eso cuenta para algo?)

2. En este punto tenemos entendido que ya hemos leído los siete (¡7!) libros, más Quidditch a través de los tiempos, Animales fantásticos y dónde encontrarlos y Los cuentos de Beedle el Bardo, ¿qué? ¿No lo has hecho?

Pues let me hug you



Porque eres uno de los míos y estás en la despreciable barca de los dishonor on your cow



¿Que tú sí los has leído? Pues bueno, además de contar con mi desprecio infinito, para poder estar certificado como potterhead deberás contar con un amplio arsenal de citas y vocabulario potterhead en tus habilidades comunicativas orales y soltarle a la gente común y corriente y porque sí, cosas como: ‘Always’ y “not my daughter, bitch” aunque nadie esté amenazando de muerte a tu hija o para empezar, tengas una hija.

3. Debes tener conocimiento random acerca de hechos de la vida real que acontecieron durante la grabación de una película de hechos de ficción, como por ejemplo, que el primer Dumbledore aceptó el papel porque su nietecita (dulce criatura) lo amenazó con no volver a hablarle si no lo hacía o que el pillín de Daniel Radcliffe le cambió el idioma del teléfono al actor que interpreta Hagrid y la que se armó.

4. Si no has jugado quidditch, no sé qué estás haciendo con tu vida. Y no es que me lo estén preguntando, pero a mí me va muy bien sin jugar ese juego que está diseñado para glorificar a un solo individuo.

5. Cosplay, sé que para muchos el cosplay es por sí mismo es un life style, pero chutarnos una capita/túnica negra chingona o una corbata de acuerdo a los colores de tu casa, no quita nada, ¿verdad? ¿Y entonces por qué todavía no lo has hecho, CalypK?

6. Y hablando de casas, de porque sí tienes que estar registrado en Pottermore. Esto no es opcional. (Al menos CalypK puede decir que es una orgullosa miembro Slytherin de Pottermore)

7. ¿Tienes algún talento, como no sé, escribir, dibujar, editar vídeos? Pues bueno, debes explotar hasta la saciedad ese don tuyo en favor del Potterverso; ya sea escribiendo fanfics, dibujando fanarts o editando amvs

Por Merlín, que la Rowling tampoco te esté pidiendo nada como tu primer hijo no nacido o algo del estilo, pero de alguna manera tenemos que honrarla, ¿no? (Y como la Caly no tiene ningún talento, pues bueno)

8. Ser un potterhead no te asegura ser un animal social, pero a la primera varita que se alce, debes abandonar toda acción, incluso si es una de vital importancia (como respirar) y unirte a tu grupo potterhead más cercano. Sean en juegos de rol en internet, foros de discusión o convenciones en la vida real, debes velar por el cumplimento de tu labor de equipo potterhead, que este, a diferencia del quidditch, si se juega en equipo y es un equipo bien chévere.

Y si eres gente de dinero…

9. Debes ahogarte en un mar de desesperación por conseguir hasta la más mínima mercancía alusiva al Potterverso. A ser posible, ármale un altar en tu habitación, puede ir de lo más general a lo más específico, desde el trío dorado hasta los merodeadores o si eres más bien del lado oscuro de la magia, un santuario mortífago.

10. Visitar el  The Wizarding World of Harry en los estudios Universal y/o los estudios Warner Bros de Harry Potter en Londres, y no importa si no tienes ni perro que te ladre ¡cásate allí contigo misma/o si es necesario! 

Y si quieres llegar un poco más lejos…

11. ¡Tatúate! Si eres mayor de edad, o si eres menor pero tus padres están de acuerdo y estás al tanto de lo que implica esta decisión, pues bueno, go for it! (Caly que es pobre sólo espera a juntar el dinero necesario para hacerse la marca tenebrosa en el antebrazo)


Y ya mejor lo dejamos hasta aquí, antes de que se me ocurran más locuras. Sólo quería decir, que a pesar de la mar de bien que me la he pasado escribiendo estas pavadas, no se lo tomen en serio. Creo que si amas algo, está en ti decidir la forma en cómo demostrarle tu amor. No creo en eso de que alguien es más fan de algo que alguien más. Puede que de hecho haya más tiempo y dedicación de por medio, pero no creo que eso nos haga más o menos fans. Lo importante es disfrutar de ello y pues eso.

P.S.: ¡¿Quién está listo para Animales fantásticos y dónde encontrarlos?!

Comentarios

  1. XDDD que cosas, lo peor de todo es que hay fanáticos que creen que si uno no hace este tipo de cosas entonces uno no es fan #WTF?!
    De lo que mencionas, sólo he pensado lo del tatuaje y sólo porque es una de mis sagas favoritas, porque del que realmente quiero hacerme alguno es de El nombre del viento <3 Algún día, maybe.

    P.D: El trailer fue cardiaco *____*

    ResponderEliminar
  2. yo no me considero tan fan de harry potter la verdad :) soy fan normal pero no hardcore jajaja

    ResponderEliminar
  3. @Michelle, es que en la viña del señor hay de todo, ¡de todo! xD

    @Nina, fan hardcore, what???

    ResponderEliminar
  4. Uy uy que me tocas la fibra sensible porque yo sí soy una fan "hardcore" jajaja de esas que ve cada maratón en la tv y relee los libros cada vez que puede.

    ResponderEliminar
  5. @Kéllyta, el término me cuesta, yo sólo veo fans y ya xD

    ResponderEliminar
  6. Lo que me he reído con esta entrada xD
    Yo soy potterhead y cumplo varios de los requisitos, pero no todos, algunos ya me parecen muy extremistas. Pero si que he llamado muggle a alguien alguna vez xD
    He visto videos de gente jugando quiditch, y la verdad, muy glamouroso no es que resulte, que van corriendo por el campo con un palo entre las piernas...
    Pero coincido en que cada uno es fan a su manera, y desprestigiar a otros porque no hacen tan o cual cosa me parece muy chorra. Cada cual lo vive como quiere
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  7. @Riku, claro que sí, lo importante es disfrutar del fandom, choque esa aleta <3

    ResponderEliminar
  8. Yo me considero potterhead.No tengo dinero para comprar las películas ni los libros en físico y las películas se estrenaron o antes de que yo naciera o cuando era muy pequeña.
    PERO YO ME VONSIDERO POTTERHEAD

    ResponderEliminar
  9. Yo me considero potterhead.No tengo dinero para comprar las películas ni los libros en físico y las películas se estrenaron o antes de que yo naciera o cuando era muy pequeña.
    PERO YO ME VONSIDERO POTTERHEAD

    ResponderEliminar
  10. @Carolina, el amor por el fandom no se cuestiona, y está en cada uno de nosotros escoger ya sea por elección o circunstancias la manera de rendirle tributo ;)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario