Dear Ijeawele, or a feminist manifesto in fifteen suggestions de Chimamanda Ngozi Adichie | Reseña

33585392


De la autora de los best-sellers Americanah y We should all be feminist llega una nueva y poderosa declaración sobre el feminismo de hoy en día-escrita como una carta para una amiga.
Hace unos años, Chimamanda Ngozi Adichie recibió una carta de una querida amiga de la infancia, en la que le preguntaba cómo criar a su bebé como feminista. Dear Ijeawele es la carta que escribió Adichie en respuesta.
Aquí podrán encontrar quince sugerencias invaluables-directas, irresistibles, irracionalmente divertidas y perceptivas-de cómo empoderar a una hija para que se convierta en una mujer fuerte e independiente. Desde alentarla a que elija un helicóptero, y no sólo una muñeca, si así lo desea; tener conversaciones abiertas sobre ropa, maquillaje y sexualidad; desacreditando el mito de que las mujeres de alguna manera están dispuestas biológicamente para estar en la cocina preparando la cena y que los hombres pueden "permitir" que las mujeres tengan una carrera propia y exitosa, Dear Ijeawele va directamente al corazón de la política sexual del siglo XXI. Comenzará una nueva y urgente conversación sobre lo que realmente significa ser mujer en la actualidad.

Sinopsis traducida por CalypK



Se los pongo sencillo: vuélvanse feministas, vuélvanse gente


Terminado de leer 03/01/2018

Psé que no cunda el pánico, pero esta es la primera reseña del año.



Y que siga sin cundir el pánico pero este libro es de mi autora favorita y me ha encantao.



La verdad sea dicha, no planeaba escribir una reseña propiamente de este libro. Tenía en mente más bien escribir un comentario breve de lo mucho que me había gustado, que sí, mucho me ha gustado. Pero luego recordé todo lo identificada que me sentí con las cosas que expuso la Adichie en este libro, y como a diferencia de We should all be feminist no percibí un tufo tránsfobo -al menos, no en la rápida primera lectura que le di-, y me dije, ok, why not? Este libro definitivamente se merece ser alabado a profundidad en una reseña.
Trataré de no explayarme mucho y tocar nada más que tres (¡3!) puntos de los cuales me sentí particularmente cercana, de los expuestos por Adichie.
Creo que para tratarse de un material tan breve, es muy conciso y muy completo respecto a lo concerniente al Feminismo, Adichie mediante una carta, que para el formato de libro en el que llega a nuestras manos, fue editada y corregida, le comparte a una querida amiga suya que se ha convertido en madre recientemente -para el momento que se escribe la carta- algunas sugerencias para educar a la bebé de su amiga en Feminismo, teniendo en cuenta lo que Adichie ha aprendido en el transcurso de los años.
El primer aspecto del que me gustaría referirme es uno, que al igual que expresa Adichie es de los que más le desconsuela, y es que esta sociedad no reconoce la existencia de la problemática de género, incluso cuando a diferencia del racismo, que lo reconoce a regañadientes. Y me refiero a esta comparación de la problemática de géneros -misoginia, sexismo, machismo- y la de raza porque esta es la comparación que hace Adichie, por ser las dos a las que resulta ella cercana. Y me vi particularmente sentida porque tiene toda la razón: esta sociedad aceptará siempre la existencia de problemáticas en las que de alguna manera se vea afectado el sexo dominante -clase, raza, orientación sexual-, pero sin embargo no sucederá esto con la pronunciada desigualdad de género dentro de nuestra sociedad.
Esto mismo me hizo recordar cuando leí Feminismo para principiantes de Nuria Valera, en el apartado en el que se hablaba del Feminismo y el Comunismo como un matrimonio "mal avenido". Porque sí, aquel movimiento comparte los ideales de igualdad -aunque francamente el feminismo es equidad-, pero las feministas de aquel entonces no pudieron evitar ser traicionadas por los comunistas de ese tiempo, porque el Feminismo no era una prioridad en la lucha comunista. La lucha del Feminismo era secundaria para los comunistas. Lo que me hace pensar, ¿si un movimiento que promueve la igualdad de clase no puede aliarse con un movimiento que lucha por la equidad de género, entonces qué queda para el resto del mundo?
La cruda verdad es que el hombre siempre luchará por los derechos que le conciernen a éste directamente como hombre -sea pobre, negro y/o homosexual-, porque sólo entre hombres se reconocen como individuos, como personas. Esta sociedad, apañada por el capitalismo, aún no deja de percibir a la mujer como un objeto y no como una persona digna de derechos y respeto.
Es desalentador afrontar ese hecho, la verdad.
La segunda cosa, que la verdad me hizo sentir celosa y amargada, ya explicaré por qué, es el acercamiento que abordó Adichie respecto a la educación sexual que la madre debe impartirle a la hija, que iba desde el sexo, las relaciones sexuales, si llamabas la vagina tal cual vagina o le dabas un nombre, pasando por lo de que debe enseñarla a no avergonzarse de su cuerpo, de los cambios de su cuerpo e incluso, el amor. Creo que la preocupación y diligencia que se muestra en este aspecto es esencial e inexorable, en este mundo hay que lidiar con muchas cosas, y al menos en lo que respecta a la sexualidad y todo lo relacionado a esto, tendríamos que tener la asistencia de un ser querido.
Ahora, yendo al punto en donde me siento celosa y amargada, es que bue, yo no tuve toda esta preocupación y seguida instrucción por parte de mi madre acerca de mi sexualidad, tipo que mi madre nunca en la vida me dijo nada, ni siquiera me habló acerca de mi período, osea: NADA.
Por lo que no puedo evitar sentir que mi madre fue negligente conmigo en ese aspecto, lo cual tampoco puedo juzgar porque como humana que soy y como persona con un trastorno depresivo que soy creo que puedo entenderla. Es decir, ella es bipolar, y criar a tres hijos como prácticamente madre soltera, -porque mi padre siempre se ha limitado a ser proveedor y bue, pegar cuatro gritos cuando está alrededor- no es fácil. Creo que teniendo en cuenta que una se vuelve muy absorta en sí misma cuando hay alguno de estos trastornos de por medio y que cada día es un verdadero reto, bue, supongo que sí, entiendo que no haya sido fácil para ella. Pero como hija no puedo evitar sentirme celosa de otras que sí han tenido esto, resentida de no haberlo tenido yo y añorando eso que no tuve.
Recuerdo que incluso tuve que hacer yo sola mi appointment con el ginecólogo en su momento e ir también yo sola y lo nerviosa que estaba -era la primera vez y no sabía realmente qué esperar- y fue tipo que incluso le dije: uhm, má voy al ginecólogo... y ella tipo: OK. Y nada más. Por suerte el señor que me tocó fue muy considerado y me explicaba cada cosa que iba hacer antes de hacerlo, y me hablaba en tono calmado, y siempre me iba preguntando cómo me sentía, que si estaba cómoda, que si podía continuar y así. Yo me mantuve calmada y él creo que estaba algo nervioso porque le dije que era la primera vez que iba, idk, creo que pensaba que le iba a soltar una patada ninja en determinado momento, tipo que cuando terminó la consulta creí que me iba a dar un caramelo por haber sido buena.
Así que sí, entiendo que mi madre no la ha tenido fácil, pero creo que una parte de mi nunca dejará de sentir cierto resentimiento respecto a lo que no tuve. Mezquino, lo sé, pero mientras trato de dejarlo atrás.
Y el último punto son los infaltables roles de género, que van desde que la ropa de bebé -si es chico debe ser azul, si es chica debe ser rosa- hasta los juguetes -que para niñas deben ser muñecas y para los niños autos o cualquier cosa que estimule la creatividad e iniciativa-, la cosa es que desde muy chicos se empiezan a establecer estos roles, roles que instigan a la masculinidad transgresora y a la feminidad sumisa y obediente.
Hablando claro, me parece una soberana pendejada que se trate algo tan simple como una ropa de bebé como si tuviera un pene o una vagina colgando. Tipo que Chimamanda cuenta cómo le fue a comprar un trapito a la hija de su amiga, y tuvo la audacia de escoger algo de color azul, porque pensó que le sentaría mejor a la niña teniendo como precedente el color oscuro de su piel y más le vale que no, porque escandalizó a la persona que le facturaba cuando esta se enteró que el trapito con el figurativo pene colgando era para una niña.
Esto me hace llegar a dos conclusiones, reafirmo la certeza que me quedó cuando leí Teoría King Kong, una de las pocas cosas rescatables de ese libro, que así como al hombre se le enseña a ser transgresor, a la mujer se le enseña, no, adoctrina, a ser víctima. Instándola desde la más tierna infancia a tomar papeles pasivos, a la sumisión, a obedecer. Lo que me lleva a la segunda conclusión, y es que mientras sigamos así, no vamos a avanzar como sociedad.
Qué perspectiva tan triste.
Lo bueno: ¿Todo? Sí, diría que estoy muy contenta con todo lo que se expuso en este libro. 
Lo malo: Que me acuerdo que Chimamanda tiene sus asuntos tránsfobos y me da de todo. Toca hacerle un amiga date cuenta y que de hecho se dé cuenta.
Lo feo: Que cada que leo algo feminista, veo reafirmadas un chingo de cosas impositivas de nuestra sociedad.
P.S.: Me quedo con este pensamiento de Chimamanda: si se sienten enojadas, enójense, no tenemos la obligación de ser agradables con el mundo.
Canción para este libro: G.U.Y. de Lady Gaga, que cuando escribía esta reseña me entró la de que quería escuchar algo producido por el ideal capitalista del feminismo liberal y ya fue, que soy trashy af.

Comentarios

  1. El primer punto lo he presenciado dos veces estos últimos días de forma tan descarada. Primero a nuestro "querido" presidente Mariano Rajoy lo entrevistaron porque había "conseguido" equiparar los salarios de todos los cuerpos de seguridad del estado (porque la policía nacional cobraba menos que las autonómicas) después de que este colectivo se manifestara mas de dos veces seguidas. Total, que en la entrevista le preguntaron cuando iba a equiparar los salarios de las mujeres y los hombres y soltó que eso no estaba en poder del gobierno, que no se le ocurriría interferir en una empresa privada. Existiendo a día de hoy planes para la igualdad para las empresas por ley (no de su gobierno por supuesto). Se ve que los derechos de la policía (que me parece muy bien que cobren lo mismo) son muchísimo mas importante que el del 52% de la población. Que ganas tengo de que lleguen las elecciones. Pero bueno la estupidez no solo viene con el cargo político. En la gala de los Goya cuyo tema este edición era la reivindicación de la mujer en el cine dado que solo eran el 27% de las nominadas un cómico (y algunos dicen que actor pero yo valoro la profesión lo suficiente para no considerar a alguien actor solo porque salga en una película) soltó cuando le preguntaron por esta reivindicación que ese no era el lugar para hablar de ello, que esa reivindicaciones se hacen en otro lugar y que esa noche se tenia que hablar de cine, de las películas y de lo caro que es una producción en España. No estaría tan indignada si no fuese por esa ultima parte. Porque vale que tu quieres que se enfoque de una manera "objetiva" y sin política el cine pero es que desacreditar una reivindicación y después querer que se oigan tus quejas porque el cine es caro es patético. Porque como lo primero no te afecta pues que se jodan. De verdad, par de imbéciles.
    Pero, bueno te recomiendo ver Galavant o poner en Youtube We built a new tomorrow here today. Que habla de lo que mencionas de forma irónica.
    Si te sirve de consuelo mi madre tampoco me explico nada sobre la sexualidad y ella no tiene excusa. Supongo que daba por hecho que eso lo hacían en las charlas del colegio donde lo que mas se te quedaba eran las fotos de órganos sexuales con enfermedades de transmicion sexual. Una experiencia traumática sin duda xD.
    Chimmamanda no entiende que la discriminación femenina se da por sexo y por genero y que este ultimo es una construcción social. Igualmente me leeré el libro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué triste, es por la cosa que en el mundo de los hombres sólo el hombre es persona y merece derechos. Qué triste ver reivindicada esta certeza.

      Lo de los Goya además de insultante fue irrisorio ¿qué fue lo que hicieron? ¿ponerle un figurativo lacito a los premios y decir que eran los ultimate progre y así? porque además que OBVIO no lo son, con eso sólo reforzaban estereotipos de género, de lo que se considera femenino y así, la gente de los medios es muy trash, eso fue igual que la paja de vestirse de negro en los golden globe, esa gente es de la que piensa que tener un talento los exime de todo lo demás, de lo bueno y lo malo y lo que es ser un ser humano y persona decente, es de los que se andan en nuestro mundo librero con la idea de que leer los hace mejor gente y así. UGH.

      Qué trauma, rlly, qué pasa con estas mamás hispanas, y que me salgan con lo de a mi me criaron así y les sampo cachetada mental. Yo no entiendo esa mentalidad, yo de tener hijos procuraría ser mejor madre de lo que fue la mía y no caer en errores que ésta haya cometido y en general aspiro a ser mejor, pero bue.

      Chimamanda se le pasó la explicación de que sexo -genitales- es una cosa y género es otra, yo igual considero lo que ha aportado de bueno al feminismo y la tengo en mis oraciones matutinas para que se dé cuenta.

      Un beso

      Eliminar
  2. ¡Hola!
    Ay, me encanta este libro, de verdad. Es uno de esos que es necesario leer de cuando en cuando, sobre todo para los que tenemos memoria tipo Dory.
    Entiendo cómo debes sentirte con respecto a tu madre. A mí la mía sí me explicó lo del periodo y ya... pero nunca me enseñó a ser sexualmente libre. Se sentía (y se siente) incómoda hablando de esos temas. Es como si, indirectamente, me hubiera instado a reprimir esa parte de mí, a hacerla tabú. Puede que nuestro caso no sea exactamente el mismo, pero no habría estado mal tener a alguien cercano que nos diera confianza en este aspecto y nos ayudara a aceptarlo como algo natural.
    Lo que no recuerdo haber notado yo es lo de la transfobia. ¿En qué lo notas tú? A ver si así comparando opiniones descubrimos qué pasa :S

    Y por cierto, ¿cuándo te ibas a Perú? Creo que lo mencionaste en alguna de tus entradas anteriores y para variar se me ha olvidado (soy un desastree). En cualquier caso, espero que vaya todo bien y que estés contenta y animada :)

    ¡Un beso enorme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Holaaaaa Mari, siempre que te escribo lo hago con una sonrisa en la cara, tienes una forma muy positiva de ser y creo que tienes la capacidad de animar a la gente.

      Lo bueno de Chimamanda es que explica las cosas de forma muy concisa, es breve pero deja todo muy bien explicado, es muy buena para introducir a la gente al feminismo.

      Ya siendo la segunda persona que me dice que su madre nahh de nahh creo que es para analizar esto más a fondo, creo que reflexionaré acerca de esto y veré si escribo algo al respecto. ¿A qué crees que se deba? A mí me huele que el patriarcado tiene sus manos metidas acá, ¿será que en su crianza hay algo de esa inhibición sexual y por eso es lo que ella transmitió en su momento???? MMMM, qué rabia, esa mierda nos arruina hasta las experiencias de vida madre-hija, patriarcado, todo lo que tocas lo destruyes, UGH.

      En we should all be feminist en ciertos pasajes Chimamanda da entender que sólo las que tienen vagina son mujeres -recordemos que hay sexo y hay género, dos cosas distintas- y una vez le preguntaron face to face qué pensaba de las trans y ella dijo algo como que las mujeres trans son mujeres trans, no mujeres, porque las mujeres trans una vez fueron hombres y al tener pene tienen ciertos privilegios, y recordemos que Simone de Beauvoir una vez dijo que no se nace mujer, se llega a serlo, por lo que sí, esta señora aunque muy lúcida en ciertos aspectos, también tiene cosas que resolver. Ella luego se disculpó con la comunidad trans, pero su disculpa más o menos fue porque su manera de pensar fuese ofensiva para las trans, no que ella estuviese equivocada o hubiese cambiado o vaya a cambiar de parecer, y psé eso, como dice mi compi Nea de Divagaciones de una Poulain, no hay que armarle altares a iconos feministas, porque decepcionan en un momento u otro, lo mejor es valorar y promulgar lo bueno que hicieron o han hecho por el movimiento y así.

      El domingo me voyyyyyy, y los NERVIOS D: ¡muchas gracias por tus deseos!

      ¡Un beso!

      Eliminar
    2. ¿Ah sí? Pues fíjate que siempre he sido bastante negativa excepto cuando se trata de aconsejar a los demás o intentar ayudarles. Aunque es cierto que hace poco me di cuenta que soy más optimista de lo que yo esperaba, así que significa mucho para mí que me digas eso :)

      Creo que se debe a que en su época se educaba a las mujeres pues a dedicarse a la casa, a ser "sumisas" y se creaba un tabú bastante gordo en cuanto al sexo, y que eso se le ha quedado. En vez de avanzar con la sociedad y el pensamiento un poco más libre de hoy en día, se aferra a los valores de cuando ella era joven y no puede ser :( Vamos, el puñetero patriarcado de las narices ¬¬

      ¿Que al tener pene tienen privilegios? ¿HOLA? Pero si por desgracia a los trans se les tiene en peor estima que a las mujeres :( Mierda de sociedad, de verdad. Y bueno, nadie es perfecto, todos tenemos pensamientos que no son del todo correctos. La cosa es darnos cuenta e intentar cambiar, ¿no te parece? Así que, como feminista Chimamanda rules, como defensora de la diversidad de género... Keep working on it.

      Ayyyy qué bieen :D Ya nos irás contando cómo te va ^^ ¡Que tengas muy buen viaje y que este sea el inicio de una vida mucho mejor!

      ¡Un beso enormee!

      Eliminar
    3. Yo es que me he hecho el amiga date cuenta a mí misma y he ido tratando de superar mis rollos existenciales, pero de verdad considero que eres una chica con muy buena vibra.

      Me he decidido, voy a escribir acerca de esta forma específica de cómo el patriarcado nos jode. Voy a ponerme a pensar en ello para ver desde que punto de vista lo abordo.

      Todos siempre tenemos alguna falla, pero con lo lúcida que tiene ideas feministas, espero que eventualmente logre digievolucionar.

      Por ahora todo bien, ando es adaptándome y con el trabajo que prácticamente me estaba esperando so, he tenido poco tiempo para ponerme triste -por el lado bueno- y también poco tiempo para bloggear y así -por el lado malo-. Pero veo las cosas con optimismo.

      :)))

      Eliminar

Publicar un comentario